El aburrimiento


Algo que asola a miles de personas, muchas de ellas muy jóvenes, es el aburrimiento a casi todos los niveles; un aburrimiento existencial crónico por la falta de ilusión, motivación o interés hacia algo concreto.  Esto sucede en un mundo donde los medios técnicos y la tecnología más puntera es algo habitual y de consumo casi obligado; nunca la gente tuvo más medios a su alcance y, sin embargo, se aburren como setas.

De vez en cuando conviene echar un vistazo al mundo menos tecnificado, más empobrecido, para comprobar que la gente, allí, no tiene tiempo para aburrirse: necesitan ese tiempo para sobrevivir, para conseguir alimentarse, para conseguir un trabajo mínimo. Eso no significa que nuestro mundo tecnificado sea una maravilla; también existe la pobreza en las zonas “ricas”.

Creo que a estas horas  la noche debo de sentirme bastante aburrido como para escribir chorradas de este tipo. Lo dicho: el aburrimiento existencial que hace de las suyas. Se supone que tengo de casi todo, pero también me aburro. Sobre todo me aburre lo que sucede a mi alrededor, lo que se lee y se ve a mi alrededor, lo que tiene que venir a mi alrededor. Es aburridísimo. Me voy un rato a leer una  novela de Bukowski; él también se aburría, por eso le daba a la botella en cantidades industriales. Y a la pluma; escribía para matar el aburrimiento.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a El aburrimiento

  1. ¿Y no se aburría de ‘darle a la botella’?…
    …hasta yo ma aburro del Anís del Mono, en ocasiones…
    …que no son ahora:
    ¿Hace un anisado, para enredar al aburrimiento?

  2. Aniña dijo:

    LA educación actual no da para más?
    Yo con mis años aún no he tenido tiempo de aburrirme, incluso en mis peores épocas buscaba lo que fuera para evitar caer en el Hastío.
    un besito

  3. Lucia dijo:

    Es cierto Lobo, no tiene que ver con tener o no. Es comun en boca de nuestros hijos ese astío que los lleva a repetir varias veces por dia “estoy aburrido!” y uno que se cree sabio les contesta: eso por que no miras alrededor todo lo que tenes para hacer! mira tu dormitorio… Para mantener la herencia educadora materna que me repitió lo mismo hasta que me fuí a vivir sola.
    Pero en realidad el aburrimiento es nuestra dependencia a estimulos externos para sentirnos bien o alejarlo. Por ejemplo. nos llenamos de ocupaciones hasta el desfallecimiento para ocultar nuestra soledad, o nos ocupamos de conflictos ajenos para no ver los nuestros por que si no tenemos algo que nos ocupe al perder esa auto convivencia aparece el vacío y el astío. Que bueno es descubrirnos relajados pensando en nada especial en un tiempo invalorado o sentir que nuestros sueños o proyectos generan casi un dialogo regocijante con nosotros mismos. Pero disfrutarse es un hábito que hay que recuperar, sobre todo cuando nos ha quedado un vacio laboral o de obligaciones como el famoso Sme del nido vacio.
    La astenia, la perdida de interes y compromiso denuestros jovenes nos es más incomprensible por que dista de nuestros sueños de juventud, donde luchabamos por un cambio en cada instancia en la que participabamos. Tal vez se deba a que todo lo recibieron con poco esfuerzo. No han sufrido carencias ni han tenido que luchar por cosas elementales como, alimento, educación y la mas basica de todas las necesidades; la libertad. Todo seda masticado, eso me recuerda el simple ejemplo de los juguetes. Cuando eramos niños nuestros juegos se armaban con elementos, los modulos de madera, cajas, cacerolas, y la misma pieza servía hoy de mesa de te y mañana de puente para cruzar un río imaginario o el techo de una casita; una muñeca era hoy la doctora y mañana la maestra. Hoy los juguetes tienen un rol único y por ello pierden rapidamente interes. Hay una barbie doctora, una barbie maestra y otra princesa. Los robot tienen acciones determinados por los personajes televisivos. Yo quise que Ben 10 nos sirviera de compañero de una barbie y saltaron mi sobrino y las compañeritas como si hubiera expresado un sacrilegio!!! Perder la noción de cambio, de alternativas es la perdida de la capacidad de creación. Son habiles con una compu o con la Play pero no pueden resolver conflictos simples si no estan codificados. Y ni hablar si los llevamos al plano afectivo, requieren mas bastones para caminar y eso los lleva al las adicciones. Un tema demasiado complejo para simplificarlo….
    Bueno, tal vez tengas razon, sera por que tambien estaba aburrida que hoy comencé a escribirte y luego me enganche y me fui por ahi y finalmente aleje ese maldito sentimiento.

  4. mariajoyaenbruto dijo:

    Pues en verdad, como yo me aburria, aquí estoy de nuevo, intentado conectar con los viejos amigos.
    no he podido ercuperar el contenido de mi viejo blog mariajoyaenbruto…
    podrias darme alguna pauta para recuperarlo?
    soy un poco zoqueta para esto de la informatica ademas que he estado bastante tiempo apartada de la red…
    un beso viejo lobo y dime algo porfa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s